Menu

Jornadas de fraternidad y comunión del presbiterio diocesano

Las Jornadas permiten un diálogo para contribuir al crecimiento de la Iglesia diocesana. Las Jornadas permiten un diálogo para contribuir al crecimiento de la Iglesia diocesana.

Convivencia sacerdotal con la participación de las Pastorales de Juventud, Universitaria, Migraciones, Familia y Catequesis, para seguir en el camino de “Iglesia en salida”, a la que nos reclama el Papa Francisco, de encuentro con cristianos que se sienten solos o alejados de la fe, y con los no cristianos.

Con el deseo de seguir fortaleciendo la comunión y compartir el trabajo pastoral de algunas delegaciones diocesanas, un año más los sacerdotes granadinos, junto con nuestro arzobispo D. Javier Martínez, conviven durante dos días en la Jornada sacerdotal que se ha celebrado en Salobreña el 8 y 9 de octubre.

La Pastoral de Juventud, Universitaria, Migraciones, Familia y Catequesis han informado de las iniciativas que se están llevando a cabo desde hace tiempo y también nuevas, para ser -en palabras del Papa Francisco- una “Iglesia en salida”, es decir, una Iglesia cercana a los fieles y al encuentro con hermanos alejados de la fe o no cristianos. Precisamente, esa es una de las claves que exponía nuestro arzobispo al inicio de la convivencia sacerdotal, recordando así las líneas pastorales del propio Papa Francisco que está aplicando a su pontificado y que recoge en la exhortación “Evangelii Gaudium”: Iglesia en salida, el anuncio misionero (kerigma) y su integración, y no un añadido, en la Doctrina Social de la Iglesia.

A lo largo de dos jornadas, los sacerdotes diocesanos han podido también compartir e intercambiar impresiones y diálogos, para ayudarse mutuamente en el fortalecimiento de las pastorales parroquiales y en el acompañamiento de las comunidades y fieles en general.

Nuestro arzobispo invitaba a los presbíteros a tener presente la Carta a los Filipenses, recordando que sean cuales sean las circunstancias todas sirven para el designio de Dios, para el crecimiento, conocimiento y amor a Dios.

PASTORALES
En su nueva etapa que comienza este curso y coincidiendo con la celebración del Sínodo de los obispos dedicado a los jóvenes, el Delegado de Pastoral de Juventud, D. Javier Ortega, informó de una programación dirigida a jóvenes, abierta a todas las realidades y con la invitación especial, también dirigida a los jóvenes cofrades, a participar de la nueva hermandad de gloria en la Catedral con la advocación de María, Madre de la Iglesia y Reina de la Creación.

Algunas citas con esta Pastoral son: la vigilia de la Inmaculada, la luz de Belén y la oración vocacional en el Seminario junto a nuestros seminaristas. Como novedad, la Pastoral juvenil anuncia una peregrinación a Ugíjar, a principios del mes de noviembre, recuperando así esta iniciativa que permitirá a los chicos y chicas de la Diócesis hacer experiencia del encuentro personal con Cristo y crecer juntos en amistad con jóvenes de su edad, con las mismas inquietudes que ellos.

Por su parte, el Delegado de Pastoral Universitaria, D. José Antonio Villena, explicó el desarrollo en esta última década y los frutos del Espíritu Santo entre los jóvenes estudiantes de la universidad de Granada. En este sentido, señaló el crecimiento de una comunidad nacida en torno a Cristo de forma natural, desde el ámbito universitario, que ha llevado por ejemplo a contar con la participación de 300 jóvenes en la Eucaristía de inicio de curso el pasado 24 de septiembre en la Colegiata de los Santos Justo y Pastor. También ha presentado la nueva página web de la Pastoral (http://pastoral-ugr.es), que, junto con las redes sociales, son el canal de encuentro con jóvenes que sin saberlo comparten la misma fe o jóvenes alejados de la fe y encuentran una amistad bella y sostenida en Cristo en su etapa de estudiantes, que después puede continuar en la vida de la Iglesia.

MIGRACIONES
Por otra parte, la Delegación de Migraciones informó del trabajo que están desarrollando desde hace varios años, intensificada especialmente en los últimos tiempos con el fenómeno migratorio. En este sentido, su Delegado, D. Manuel Velázquez, explicó el Proyecto PAÍS (Pisos de Acogida para Inmigrantes Subsaharianos), que lleva funcionando 4 años y por el que han pasado 35 personas -entre ellos jóvenes y mujeres solas con niños- que han sido acogidos, mientras se les acompañaba y formaba para salir adelante por sí mismos. Actualmente, estos pisos, cedidos por congregaciones religiosas, atienden a 17 personas procedentes de distintos países africanos, entre ellos 4 niños.

Junto con el misionero comboniano Jaime Sánchez, esta Delegación informó de las situaciones y trabajo que desde la Iglesia se lleva a cabo con los inmigrantes llegados a nuestras costas. “La tarea más urgente empieza por nosotros mismos y la primera tarea es educativa: eliminar reticencias y prejuicios. Debemos tener una actitud nueva hacia el fenómeno migratorio”, señaló D. Manuel Velázquez.

La Jornada concluyó con la celebración de la Eucaristía.

La segunda jornada de fraternidad diocesana continuó con la participación del Delegado de Pastoral de Catequesis, D. Antonio Jesús Pérez, y el consiliario y Delegados de Pastoral Familiar, para informar de las propuestas e iniciativas sobre la familia y la vida, como el Proyecto Raquel y Proyecto Ángel.

Paqui Pallarés

volver arriba